Fundación AVON presentó el pasado 14 de febrero “Control”, el primero de sus cortometrajes animados que busca hacer visible una de las formas en que la violencia de género se expresa en las relaciones, y que históricamente se asoció a una forma de expresar amor hacia la otra persona.

El control o “control coercitivo” se define como el comportamiento psicológico continuo que busca limitar y/o eliminar la libertad de otra persona. Como consecuencia, la mujer internaliza reglas, miedos y limitaciones, que moldean su comportamiento para sobrevivir, restringiendo su autodeterminación. El control está siempre presente, latente, amenazante.

El control coercitivo encuentra muchas formas para manifestarse, algunas de ellas son: el cuestionamiento sobre la forma de vestir, expresarse y actuar; críticas a las relaciones que establece la víctima; aislamiento del entorno más cercano; manifestación de celos; prohibir actividades o proyectos personales; entre otros.

Salir de una situación de control coercitivo requiere de acompañamiento y, muchas veces, tratamiento profesional. Para saber más sobre lugares donde pedir ayuda y recibir asesoramiento, comunícate al 1455: línea gratuita, nacional y activa las 24 hs del ministerio de la Mujer y Equidad de Género.

Te invitamos a verlo a continuación:

Escríbenos un comentario

Su dirección de correo no se hará público.