Para muchas, el glitter o los brillos en los zapatos son un must que hay que tener en nuestro armario, ya que incluso hoy no solo son usados en fiestas de noche, también son combinables para el día con los accesorios y las tenidas indicadas.

Es por eso que los amigo de Vizzano Chile y Molekinha, nos entregan unos buenísimos tips para ayudarnos a mantener en las mejores condiciones nuestros zapatos con brillos.


Para nadie es un misterio que los brillos se tomaron los pies de las chilenas, partiendo tímidamente con ballerinas y detalles en sandalias, hoy están presenten en todo tipo de calzado. Mocasines, babuchas y zapatillas llenas de hermosos detalles luminosos llenan las calles de brillo y color. El look de estos zapatos es conseguido principalmente con elementos com lentejuelas, glitters, mostacillas y materiales metalizados como charol, todos ellos muy delicados, hacerlos más duraderos es la clave, por eso es vital identificar cuando los tenemos mal cuidados.

Glitter y lentejuelas
Los reyes de la temporada son principalmente de material plástico. Esto los hace altamente susceptible a las temperaturas. El primer cuidado que se debe tener con ellos es no dejarlos al sol u olvidados en algún lugar expuesto al calor como el auto. El sol directo afecta el color y forma. Helen Mrugalski encarga esta difícil misión a su mamá y es precisamente ella quien aconseja limpiarlos después de cada uso, entre las lentejuelas y
surcos del glliter fácil que se junte polvo, lo mejor es limpiarlo suavemente con un cepillo de dientes viejo; así podemos prolongar una limpieza más profunda. “Cuando ya está muy sucio mi mamá los limpia con paño húmedo solo con agua mediante pequeños golpecitos, nunc restregándolos”, afirma Helen.

Según Cristiano Longhi, representante de Molekiña en Chile, es fundamental que una vez removida la mugre y manchas, los zapatos se deben dejar secar ser bien, esto puede ser con aire frio o a la sombra. “Un dato casero es aplicar una capa de laca de cabello, aunque no lo crean esto servirá de protección y afirmará los accesorios que pueda tener el calzado”.

Texturas metalizadas
Hermosamente brillante y casi un espejo es el efecto que da usar un zapato completamente metalizado, pero como buena superficie lisa su punto débil es rayarse. La limpieza de este tipo de zapatos es más simple, al ser liso solo con un paño húmedo saldrá todo tipo de residuos fácilmente, pero ojo con el paño que se usa, puesto que si la fibra no es suave podría dejar vestigios en el brillo de nuestro calzado. Eugenia Lemos, nos cuenta que el principal cuidado que tiene con este tipo de calzado es el guardado, un arma letal para ellos serán los tacos de otros zapatos. Guárdalos de preferencia en caja será lo más optimo para este tipo de calzado, ahora bien, si no tienes suficiente espacio puedes elaborarles una bolsita de tela y envolverlos uno a uno evitando que se dañen entre ellos. Otro dato importante es que este tipo de materiales son susceptibles a que se les pegue otro color si queda por mucho tiempo en contacto directo dejando una mancha de por vida en él, por lo que es muy importante que este aislados para protegerse. Este tips lo respeta sagradamente hasta en sus viajes donde cada calzado va en su propia funda que le permite cuidarlo y proteger también su vestuario de estos afilados amigos.

Otro tips importante que entrega Cristiano Longhi, representante también de Vizzano Chile, es que uno de los minutos en que más sufren los zapatos es al manejar, puesto que tanto el taco como el talón están en contante rose al pasar la marcha, lo ideal es no usar este tipo de zapatos para conducir, así evitamos deterióralos.

Escríbenos un comentario

Su dirección de correo no se hará público.